Este 2020 cambió al mundo y a la vida. Ante la emergencia sanitaria, la gente se vio necesitada de permanecer en casa, sin embargo, pagar la renta, el local o la oficina ha sido la preocupación que se tiene que cubrir sí o sí. Pero, ¿por qué seguir viviendo el papel del arrendatario en lugar de el arrendador? Créeme, ¡no es imposible!

Las personas que rentan jamás van a mejorar su calidad de vida pues, por demanda del mercado y de la economía, las rentas se incrementan a la par de sus ingresos, sin embargo, las personas que tienen una hipoteca van a mejorar su calidad de vida, pues bajo un plan fijo moratorio, podrá incrementar sus ingresos y cubrir sus pagos puntualmente.

Comprar una propiedad SIEMPRE será la mejor opción para nuestro cliente:
Su calidad de vida NUNCA mejorará si no invierte en una propiedad.

Hoy, más que nunca, es el momento de despertar la conciencia de la gente que renta y hacerles ver lo crucial que es para sus vidas y el patrimonio que van a heredar a sus hijos con la finalidad de tomar de una vez por todas esa hipoteca que mejorará e incrementará sus niveles de vida y les dará certeza.

Si algo nos enseñó esta pandemia es a vivir el presente y aprovechar cada momento, entonces es tiempo de cambiar la percepción de gasto de nuestro cliente potencial. Es decir, ¿qué es mejor: rentar o comprar? Te lo explico sencilla y directamente:

La hipoteca se congela, eso es ahorrar. La renta se incrementa cada año, eso es gastar”.

Mientras nuestro cliente siga rentando, el incremento de su salario es proporcional al incremento de su renta, nunca va a vivir mejor y mucho menos crecerá económicamente.

Con la compra, es la única manera de que realmente pueda comenzar a vivir mejor.

Cuando el cliente compra una propiedad, la hipoteca se puede congelar, mientras que si renta, el valor aumenta por año y es un gasto que siempre se incrementará.

En resumen, para tener el éxito infalible y la ecuación perfecta en este negocio inmobiliario debes seguir estos 5 pasos:

  • 5. Crear compradores a través de convertir inquilinos en propietarios.

Como podrás darte cuenta, el éxito inmobiliario no es cuestión de magia y suerte, sino de trabajo, enfoque, concentración y la suma de hechos que te llevarán a la cima. Así que no esperes más y llévalos a la práctica ¡Ya!

Si te interesa conocer a detalle los 5 métodos y saber cómo ponerlos en práctica, da click aquí y recibe la capacitación gratuita: https://lp.neximo.mx/5-metodos-exito-inmobiliario

Author

Escribe un comentario